El sospechoso del tiroteo HEB de Palmview avanzaba poco a poco hacia el despido

El sospechoso del tiroteo HEB de Palmview avanzaba poco a poco hacia el despido

El sospechoso del tiroteo HEB de Palmview avanzaba poco a poco hacia el despido

El sospechoso del tiroteo HEB de Palmview avanzaba poco a
Raúl López durante los procedimientos judiciales el 14 de marzo de 2022 en Edinburg. (Delcia López | [email protected])

EDINBURG – Los fiscales presentaron el miércoles evidencia al jurado de que un hombre acusado de dispararle a cuatro personas en un HEB de Palmview en 2016 enfrentó múltiples informes y estuvo a punto de ser despedido 12 días antes del tiroteo.

El testimonio provino de Carlos García, quien estaba a cargo del equipo nocturno en la tienda de comestibles en Goodwin Road y US Expressway 83, en el sexto día de testimonio en el juicio de Raúl López, residente de Mission de 31 años.

Read:  La sentencia del abogado de McAllen, Eric Jarvis, fue reducida en un caso de narcotráfico

López está acusado de asesinato, tres cargos de intento de asesinato, tres cargos de asalto agravado con un arma mortal y un cargo de intento de asesinato capital de varias personas.

La defensa no niega que López disparó y mató a Mario Pulido, de 48 años, aproximadamente a las 3:30 am del 28 de noviembre de 2016, y disparó e hirió a Rafael Martínez, entonces de 37 años, Frailán Garza, entonces de 51 años, y Billy Joe Martínez. , luego 33.

Los fiscales alegan que López se acercó a una ventana fuera de la sala de descanso en la que los hombres estaban almorzando y disparó al menos 15 rondas con una pistola Desert Eagle de 9 mm.

López se declaró inocente de los cargos y busca una defensa por demencia.

El martes, un psiquiatra forense designado por el tribunal le dijo al jurado que López sufre de esquizofrenia y que no entendía que lo que hizo esa noche estuvo mal porque las voces que el hombre escuchó le dijeron que necesitaba disparar para proteger a su familia.

El miércoles, García, el gerente de HEB, testificó sobre los problemas de López en HEB, que estaban documentados en su expediente personal.

Esos escritos incluían quejas sobre las asignaciones de trabajo y la negación de las vacaciones que él quería.

García testificó que López no siguió las instrucciones y trabajó más lento de lo requerido cuando se le negaron las vacaciones.

El gerente nocturno también dijo que López violó la estricta política de no horas extras de HE-B en ocasiones.

Su archivo de personal reflejaba numerosas ausencias y llamadas, que aumentaron al punto en que López estuvo cerca de ser derivado para su despido.

Su última ausencia documentada fue el 16 de noviembre de 2016, dijo García.

Una ausencia más y García le dijo al jurado que López habría sido remitido al supervisor del gerente ya recursos humanos para su despido por violar las políticas de asistencia de HE-B.

El jueves por la mañana, el jurado escuchará a Johanna Torres-Santiago, una psiquiatra que trabaja para Tropical Texas Behavioral Health y brinda servicios a las personas detenidas en el Centro de Detención de Adultos del Condado de Hidalgo.

Ella diagnosticó a López con un trastorno de pánico.

Sin embargo, aunque le recetó un medicamento antipsicótico, no le diagnosticó esquizofrenia.

En cambio, le dijo a los abogados y al juez fuera de la presencia del jurado que estaba explorando si López tenía una psicosis no especificada y estaba mintiendo sobre sus síntomas para beneficio personal.

Dijo que López no cumplía con todas las pautas clínicas para un diagnóstico de esquizofrenia, lo que contradice la opinión médica de Tomás A. González de que efectivamente padece esquizofrenia.

González es el experto médico designado por el tribunal.

Torres llegó a su opinión a través de tres reuniones separadas con López, dos de las cuales fueron por videoconferencia, que duraron un total de 44 minutos en total.

Ella dijo que también incluyó las observaciones de las enfermeras de la cárcel y los oficiales de detención para llegar a sus conclusiones.

González se reunió con López en tres ocasiones y revisó las pruebas del caso, como el video de su interrogatorio y la llamada al 9-1-1, así como los registros de la enfermería, y entrevistó a la exesposa de López.


COBERTURA ANTERIOR:

Familia: Palmview HEB sospechoso delirante antes del tiroteo

Abogado pide juicio nulo en juicio por tiroteo HEB en Palmview

Sobrevivientes del tiroteo HEB en Palmview: un día normal se volvió mortal

El juicio de ‘tiroteo masivo’ de Palmview HEB puede reducirse a una batalla de expertos